Soldadura por aire caliente y soldadura por radiofrecuencia

Soldadura por aire caliente y soldadura por radiofrecuencia: descubre todas las diferencias

La soldadura por aire caliente, junto con la soldadura por radiofrecuencia son muy utilizadas en termoplásticos. Es importante elegir un buen soldador para plástico y tener la experiencia y los conocimientos necesarios para conseguir los mejores resultados en cualquiera de los dos procedimientos.

En este post vamos a ver las diferencias entre ambos tipos de soldaduras y cuál es la más recomendada en determinados trabajos.

Soldadura por radiofrecuencia

La soldadura por radiofrecuencia, también llamada de alta frecuencia o dieléctrica, consiste en fusionar materiales aplicando energía de radiofrecuencia en el área de soldadura. La máquina de soldadura crea un campo eléctrico que genera calor y este calor es el encargado de unir las moléculas entre sí sin necesidad de generar un calor adicional. El sellado final de la soldadura se lleva a cabo mediante presión.

Se utiliza este tipo de soldadura en el revestimiento de piscinas, carpas, estructuras de tracción, puertas enrollables de alta velocidad, vallas publicitarias, barreras petroleras y un largo etcétera.

Los materiales que se pueden soldar por radiofrecuencia son los termoplásticos con moléculas polarizadas, como los poliuretanos (PU) y el cloruro de polivinilo (PVC), que son los más comunes sin importar su patrón, grosor, color o si es revestido o no revestido. Se utiliza en muchos sectores que necesitan productos rectos o con formas únicas. 

Soldadura por aire caliente

Este tipo de soldadura utiliza presión, calor y velocidad para soldar termoplásticos. Su funcionamiento es sencillo. El soldador de aire caliente expulsa aire comprimido a una temperatura de entre 400ºC a 750ºC mediante elementos de calefacción eléctrica.

La soldadura de cuña es muy similar y utiliza también calor, presión y velocidad, la única diferencia es que, en lugar del aire comprimido y elementos de calefacción eléctrica, emplea una cuña calentada en el punto de soldadura. El soldador de cuña es más silencioso que el de aire caliente y también se puede utilizar para soldar materiales más gruesos. Sin embargo, los soldadores de aire caliente son más versátiles y precisos para la soldadura de superficies curvas.

¿Qué diferencias hay entre la soldadura por aire caliente y la soldadura por radiofrecuencia?

Elegir el tipo de soldadura idónea depende del tamaño, material, cantidad y configuración del producto. Dependiendo del trabajo que se esté realizando será más recomendable la radiofrecuencia o la soldadura por aire caliente.

Al crear uniones limpias y uniformes, la soldadura por radiofrecuencia es ideal para empresas que fabrican el mismo producto que necesita una soldadura de forma única. Además, esta tecnología permite golpear la misma área de soldadura más de una vez, algo que no se puede hacer con otros tipos de soldaduras.

Soldadura por aire caliente y soldadura por radiofrecuencia

Una de sus principales ventajas es que crea costuras impermeables y herméticas, puede soldar la misma área más de una vez sin dañar la tela y tiene troqueles especiales para soldaduras complejas.

Entre las desventajas de la soldadura por radiofrecuencia quizá sus acabados son un poco menos resistentes y eficientes que los de aire caliente, sobre todo porque los soldadores de aire caliente o cuña emplean un tiempo de soldadura más rápido que la radiofrecuencia, de esta forma crean unas costuras más sólidas y resistentes.

Otra limitación de los soldadores de radiofrecuencia tiene que ver con los materiales que son capaces de soldar que se reducen principalmente al poliuretano y el PVC. Sin embargo, las soldadoras de aire caliente se pueden utilizar en telas y películas termoplásticas sin ningún problema. Su versatilidad permite a algunos fabricantes hacer productos completos empleando una soldadora en lugar de distintas máquinas para sus productos.

Una desventaja de los soldadores de radiofrecuencia es que interfieren con otros equipos cuando están funcionando, ya que emiten ondas de radiofrecuencia que influyen en el funcionamiento de determinadas máquinas, como una impresora por ejemplo. Las soldadoras de aire y cuña caliente no tienen estas limitaciones y pueden utilizarse en cualquier lugar sin ninguna interferencia .

Por su parte, la soldadura por aire caliente se utiliza mucho en las reparaciones de las lonas que utilizan los camiones (tauliner). Estas lonas se fabrican en PVC y a la hora de soldar con aire caliente se aprovechan las altas temperaturas para que la unión quede perfecta. Con este procedimiento es muy sencillo reparar cortes y roturas de la lona y beneficiarse de la impermeabilidad del PVC.

La soldadura por aire caliente también se emplea en aplicaciones militares y para soldar escapes en aviones y balsas de agua blanca debido a la resistencia de sus soldaduras. Por otro lado, el procedimiento de aire caliente proporciona acabados más atractivos porque se suelda desde el interior y las costuras quedan disimuladas, un acabado que no puede proporcionar la soldadura por radiofrecuencia.

En Querotools podemos asesorarte sobre el tipo de soldador que mejor se adecúa a tus necesidades. Contacta con nosotros o visita nuestra tienda y cuéntanos lo que quieres hacer, te ayudaremos a encontrar la máquina  accesorios idóneos para obtener los mejores resultados.

Deja un comentario

cuatro × cuatro =